SOLAR EGAS MONIZ. DORMIR COMO LOS NOBLES A PRECIO DE PLEBEYOS.


Buenos hoteles en Portugal los hay a patadas. Rurales abundan. Con encanto hay para dar y tomar. Históricos, muchos. Ahora bien, rurales, con encanto, históricos, bonitos y baratos ya escasean. El Solar Egas Moniz es un excelente ejemplo de hotel ubicado en un edificio con empaque e historia, equipado a la última en cuanto a confort y con una excelente oferta de actividades para todos los gustos, todo ello a un precio conveniente y muy razonable. Este es un lugar donde desayunar tranquilamente y sin prisas hasta las 11.30 de la mañana sin tener que pagar aparte, ya que el "pequeno almoço" está incluido en el precio de la habitación. Por supuesto que la calidad de las viandas va en consonancia con el estilo del hotel y el huesped queda satisfecho por cantidad y calidad. Por supuesto que hay wifi gratis. Que aquí se pueda dormir en una junior suite por 119 euros es todo un chollo y el que quiera otro tipo de dormitorio más barato lo tendrá desde 94 euros siempre con mucho estilo.

La ubicación del hotel es muy interesante y sobre todo para aquellos que repiten visita a Portugal. La accesibilidad es excelente por autovía y ferrocarril. El hotel se halla en Paço de Sousa, dentro del municipio de Penafiel. Desde la cercana estación de tren de Cête se puede tomar cercanías que nos llevará al cogollo de Porto en media hora a precio ridículo. Si el viajero quiere un trayecto más aventurado, puede tomar el tren hacia Regua, siguiendo el curso del Duero durante la segunda mitad del recorrido (mejor no lo intente por carretera). Muy cerca se encuentran las bodegas de Quinta de Aveleda, que fabrican alguno de los vinos que más gustan en Portugal por su excelente relación calidad-precio.

Las aldeas preservadas de Quintadona y Cabroelo quedan a pocos minutos del hotel y las comunicaciones permiten llegar a Guimaraes o Braga en un cómodo paseo.

Los dormitorios tienen excelente lencería de cama y modernos baños. Hasta el más mínimo detalle ha sido cuidado en lo que promete ser una experiencia de alojamiento de las que se recuerdan. Los propietarios se esmeran en lograr de cada estancia el mayor grado de satisfacción. Y lo curioso es que aquí hay auténticas ofertas de las buenas, tales como una segunda noche gratis al reservar una estancia de una noche o una cena gratuita al reservar dos noches, lo que ya es de agradecer. 

Los clientes más inquietos tienen a su alcance actividades como rafting, rutas a caballo o en bicicleta de montaña, con la posibilidad de baños termales para relajarse.

El Solar Egas Moniz también cuenta con una óptima enoteca y ofrece cenas a base de tapas por encargo. En las proximidades la oferta es variada y a precios interesantes.

Una interesante alternativa de alojamiento al típico hotel de gran ciudad que te permite ser un invitado en lugar de un cliente; además, con todo cerca y a mano. Ideal para reconciliarse con la vida.

Toda la información y reservas online en http://www.solaregasmoniz.com