NUEVO TREN MADRID-LISBOA PASANDO POR COIMBRA Y CON ENLACE A PORTO

La noticia la enfoco de modo positivo. El que se sube al tren en Madrid y se baja en Lisboa no va a notar gran cosa porque se mantienen las cabeceras pero cambia la ruta, que ya no hace recorrido por Extremadura. Antes el Lusitania paraba en Cáceres y Valencia de Alcántara pero ahora sale de Madrid para dirigirse a Salamanca pasando por Ávila; se entra a Portugal por Vilar Formoso después de haber parado en Ciudad Rodrigo y se llega a Lisboa pasando por la llamada línea del norte, que tiene parada en Coimbra.

La calidad de las vías permite un mejor confort al tren Talgo que hace el servicio con camas, literas y asientos. Los precios no son precisamente muy democráticos y casi siempre sale más caro que ir en avión. Eso sí, se tarda más que volando pero se llega de centro a centro, sin ver el paisaje porque los trenes nocturnos permiten ganar una noche de viaje. En Coimbra tenemos enlace hacia Oporto, con una hora de espera en plena noche.

Estos trenes nocturnos tipo Trenhotel no son ni mucho menos los más adecuados para un  viaje con mucha demanda de viajeros de clase media, ya que las tarifas los hacen inalcanzables. Bastaría la tradicional combinación de coches convencionales que se usa en toda Europa con notable éxito de público y servicio social.

Salamanca pasa a tener dos conexiones diarias con Lisboa, ambas de madrugada, ya que al tren Lusitania tenemos que añadirle la existencia del Sudexpress que comunica Irún con Lisoba.

Los horarios los tenemos en este enlace.