HOSTELERÍA PARA FUMADORES EN PORTUGAL



Pocos saben que en Portugal existe la posibilidad de que un establecimiento de hostelería esté autorizado para fumadores, con zonas separadas o incluso en toda la extensión del local. Basta con instalar extractores de aire potentes, cosa que no todo el mundo está dispuesto a hacer.

Es muy normal que los restaurantes dispongan de zonas separadas para fumadores y no fumadores. Incluso hay ya bastantes bares donde se puede fumar, aunque son una inmensa minoría, pero por lo menos el cliente puede elegir. Curiosamente el tabaco ya cuesta menos que en España, aunque no todas las marcas.

Para muchas cafeterías la prohibición de fumar fue ventajosa porque evitaba los apalanques de clientes que ocupaban espacio sin gastar dinero, además de evitar los problemas higiénicos y de salud en empleados. La tendencia general actual es la de locales con dos zonas, sin servicio de camareros en la de fumadores.

La situación actual puede contentar a casi todo el mundo sin molestar a casi nadie. Se puede fumar en discotecas y los casinos tienen zonas de juego separadas.

En cuanto a los hoteles, sigue sin haber información fidedigna en todos los casos. Unos anuncian habitaciones para fumadores pero luego no disponen de ellas y otros omiten cualquier información para luego hacer lo que les da la gana, como darte una de fumadores cuando no soportas el olor a tabaco. Mejor cerciorarse anticipadamente.